Connect with us

SALUD

Diabetes: infusiones para bajar el azúcar en la sangre de manera natural

La manzanilla, el jengibre y la cúrcuma son plantas recomendadas para ayudar a controlar los niveles de glucosa.

Published

on

Google News LANOTADELDIA.MX

El azúcar en la sangre, también llamado glucosa, proviene de los alimentos que la persona consume y es su principal fuente de energía. La sangre lleva la glucosa a todas las células del cuerpo para ser usada como energía.

Sin embargo, cuando los niveles de azúcar están elevados se desarrolla la diabetes, que con el tiempo puede causar serios problemas de salud, pues puede convertirse en una enfermedad crónica que comienza a generar afectaciones en diversos órganos. Aunque una persona no sea diabética, también puede verse expuesta a afectaciones si el azúcar en la sangre está muy bajo o muy alto.

Si un individuo sufre de diabetes, es importante que mantenga el azúcar en un nivel determinado. Lo recomendable es que la glucemia se mida al levantarse en la mañana y antes del desayuno, y se considera normal si los niveles de glucosa se sitúan entre los 70 y 100 miligramos por decilitro (mg/dl) en ayunas y en menos de 140 mg/dl dos horas después de cada comida, según información de Sanitas.es.

Si bien las personas cuando son diabéticas deben mantener controlado su azúcar con un tratamiento médico, también hay infusiones naturales que pueden complementar y ayudar a regular la glucosa en la sangre, además de recibir otros beneficios para el organismo como reducir la inflamación y mejorar la sensibilidad a la insulina, todo esto esencial para el control de la diabetes.

Té verde: es una bebida antioxidante y que ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre. – Foto: SXC

Estos son algunos de los tés o infusiones que pueden ayudar a las personas diabéticas, según el portal Healthline.

1. Té verde: Ofrece una multitud de beneficios para la salud. Por ejemplo, puede ayudar a reducir el daño celular, disminuir la inflamación y optimizar el control del azúcar en la sangre. Algunos de los compuestos en este producto han demostrado estimular la absorción de glucosa en las células del músculo esquelético, reduciendo, por lo tanto, los niveles de azúcar en la sangre.

Una revisión de 17 estudios en los que participaron 1.133 personas con y sin diabetes encontró que la ingesta de té verde redujo significativamente los niveles de azúcar en la sangre en ayunas y la hemoglobina A1c (HbA1c), un marcador del control a largo plazo de la glucosa. Estos estudios generalmente aconsejan beber de 3 a 4 tazas de té verde al día para obtener los beneficios mencionados.

2. Té negro: Contiene compuestos químicos, incluyendo teaflavinas y tearubiginas, que tienen propiedades antiinflamatorias, antioxidantes y reductoras del azúcar en la sangre. Un estudio en roedores sugiere que la ingesta de té negro interfiere con la absorción de carbohidratos al suprimir ciertas enzimas y puede ayudar a mantener los niveles de azúcar en sangre bajo control. Los estudios humanos también han demostrado beneficios, pero el mecanismo de acción no está claro.

3. Infusión de canela: Esta especia popular ha reportado propiedades antidiabéticas. Muchas personas toman suplementos concentrados de canela para ayudar a reducir sus niveles de azúcar en la sangre, pero estudios muestran que beber una taza de té de canela también puede aportar beneficios.

Según Healthline, hay varios mecanismos por los que la canela puede ayudar a reducir la glucosa, incluyendo desacelerar la liberación de azúcar en el torrente sanguíneo, mejorar la absorción de glucosa en las células y potenciar la sensibilidad a la insulina. No obstante, se requiere de más investigación en humanos antes de llegar a conclusiones firmes sobre los efectos de este producto.

4. Infusión de cúrcuma: Esta especia es conocida por sus potentes propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. La curcumina, el principal componente activo de la cúrcuma, ha sido estudiada por sus propiedades reductoras de azúcar en sangre.

Los estudios sugieren que puede promover niveles saludables de azúcar al mejorar la sensibilidad a la insulina y aumentar la absorción de glucosa en los tejidos. Una revisión de 2020 de estudios en humanos y animales encontró que la ingesta de curcumina se asociaba con una reducción significativa del azúcar y lípidos en la sangre.

5. Infusión de manzanilla: Esta bebida se ha asociado con una serie de beneficios para la salud, entre ellos la regulación saludable del azúcar en la sangre. Un estudio de 64 personas con diabetes encontró que los participantes que bebieron 5 onzas de agua de manzanilla, preparada con tres gramos de manzanilla, tres veces al día después de las comidas durante ocho semanas, experimentaron reducciones significativas en los niveles de HbA1c e insulina, en comparación con un grupo control.

El té de manzanilla no solo tiene el potencial de optimizar el control del azúcar en sangre, sino que puede ayudar a proteger contra el estrés oxidativo, un desequilibrio que puede provocar complicaciones relacionadas con la diabetes.

6. Infusión de jengibre. A esta raíz se le atribuye la capacidad para reducir los niveles de azúcar y regular la respuesta a la insulina en personas con diabetes. Adicionalmente, se ha observado que el jengibre actúa como un supresor natural del apetito y que tiene efecto termogénico en el organismo, de ahí que sea un buen aliado para los diabéticos con sobrepeso, indica una información del portal remediosparaladiabetes.org.

7. Infusión de hojas de higuera: Tienen poder anti-hiperglucémico. Varios estudios han informado que la infusión de hojas de higo registra numerosos beneficios para prevenir y combatir la diabetes tipo 1 y tipo 2. Esta bebida puede ayudar a evitar la subida del azúcar después de las comidas y reducir la dosis requerida de insulina. Sin embargo, también se han observado otros beneficios que todo diabético debería considerar, por ejemplo, que ayuda a la reducción del colesterol y los triglicéridos, la prevención de las enfermedades cardíacas comunes, la reducción de daño oxidativo causado por los radicales libres y la protección de la salud visual.

Muchas personas prefieren endulzar su té con azúcar o miel para mejorar el sabor. Si bien beber una bebida ligeramente endulzada de vez en cuando es poco probable que afecte significativamente los niveles de azúcar en la sangre, elegir estas bebidas sin azúcar es la mejor opción.

Esto se debe a que el azúcar añadida, especialmente en forma de bebidas endulzadas, hace que los niveles de azúcar en la sangre aumenten, lo que puede llevar con el tiempo a un control deficiente de los niveles de glucosa, dicen los especialistas, pues una dieta rica en azúcar añadida puede causar otros efectos adversos para la salud, como aumento de peso y de presión arterial.

Beber té sin azúcar es lo mejor para la salud de todos, especialmente aquellos con control alterado del azúcar en la sangre.

Dado que muchas hierbas tienen el potencial de interactuar con varios medicamentos, es importante las personas consulten con el médico antes de consumirlas.

Coentarios de Facebook