El Oxímetro te puede salvar la vida y prevenir el COVID-19: ¿Deberías tener uno en casa?

Advertisements

El conocimiento acerca del COVID-19 se genera y actualiza todos los días. Esto puede explicar por qué a veces encontramos información que podría parecer contradictoria, sin embargo, es parte del proceso de conocer cómo se comporta la enfermedad, y cuál es la mejor manera de abordarla.

Hipoxia silenciosa… ¿qué significa?

A través de la hemoglobina de nuestra sangre es posible conocer el nivel de oxígeno en nuestro cuerpo. Una persona sana promedio tiene de 95 a 98% de saturación de oxígeno (es muy poco probable que se tenga un 100%).

Advertisements

Existen razones por las cuales este nivel puede bajar, por ejemplo, el asma, u otras enfermedades respiratorias, y sí, también el COVID-19, al afectar los pulmones, puede ocasionar este descenso.

Si el nivel de oxigenación cae a 92%, es razón suficiente para llamar al médico y tomar medidas al respecto. Si este nivel es menor a 90%, es motivo para acudir a Emergencias de inmediato.

La hipoxia silenciosa es una condición en la cual este nivel se va reduciendo, sin dar síntomas: la persona se siente bien, no batalla para respirar, ni está adormilada o inquieta.

Advertisements

¿Vale la pena tener un oxímetro?

Una persona con síntomas de COVID-19 que permanece en casa puede monitorear regularmente sus niveles de oxígeno e identificar si éstos comienzan a bajar. Si esto sucede podría ser una señal de acudir de inmediato al hospital, antes de sentir dificultad para respirar.

Existen algunas condiciones que debes conocer para obtener mediciones precisas, como no utilizar esmalte de uñas al momento de hacerlo, o evitar uñas muy largas, que también interfieren con este procedimiento.

Advertisements

Si lo compartes con otras personas, recuerda desinfectarlo adecuadamente antes de cada uso, aún y cuando quienes lo usen se encuentren aparentemente sanos.

También debes saber que, aunque existen aplicaciones que puedes bajar a tu teléfono y afirman funcionar como oxímetros, su precisión no es muy buena. Es mejor tener el dispositivo adecuado.

Si bien no es indispensable adquirir uno, tener un oxímetro en casa puede ser de utilidad si sabes cómo usarlo.

Advertisements
Comentarios de Facebook
Advertisements